Noticia

Jóvenes inician las clases de seminario

El inicio del curso lectivo en Costa Rica marca la vida de más de un millón de estudiantes. Pero para los jóvenes miembros de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, otro acontecimiento deja una huella más profunda aún: empiezan las clases matutinas del Evangelio, conocidas como Seminario. Más de 900 jóvenes entre 14 y 17 años estudiarán este año “El Libro de Mormón, Otro Testamento de Jesucristo”.

      

Seminario es un programa de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días de cuatro años de educación religiosa para los estudiantes de secundaria. Está abierto a los adolescentes de todas las religiones. Los alumnos dedican un año lectivo completo al estudio de un libro de las Escrituras: el Antiguo Testamento, el Nuevo Testamento, el Libro de Mormón o Doctrina y Convenios. Para cuando el alumno se gradúe, habrá completado el estudio de los cuatro libros.

La mayoría de los jóvenes reciben las clases seminario a las 5:00 de la mañana y luego se van a la escuela o colegio para obtener su educación secular. En el mundo suman ya más de 400,000 jóvenes mormones que participan en el programa de Seminario.

Larissa Chaverri del Barrio Pococí menciona que seminario ya se ha vuelto una parte esencial en su vida: "No es una rutina, sino disciplina, que requiere un 100% de mi esfuerzo y espiritualidad. Tras estos cuatro años de seminario, me he dado cuenta del valor que tiene en la vida de todos los jóvenes. En lo personal, a mí me ha ayudado a obtener más conocimiento como a fortalecer más mi testimonio. Todo lo que he aprendido se ha vuelto una base que me ayuda cuando voy a compartir el evangelio o cuando tengo dudas. Seminario también nos prepara para ser futuros-as misioneros y misioneras. Y quisiera invitar a todo joven que no esté asistiendo... Sí, tal vez sea difícil levantarse tan temprano para ir a una clase pero van a sentir un gran cambio en sus vidas, tanto académica como espiritualmente y van a tener una vida más activa."

Para los jóvenes, es una excelente oportunidad para recibir conocimiento y vestirse con la armadura de Dios. Los estudiantes saben que para aprovechar ese esfuerzo matutino, también deben prepararse al leer y estudiar las escrituras, participar activamente en las lecciones, dedicarle tiempo a Seminario, pensar en lo que se ha aprendido, y aplicar los conocimientos adquiridos a su vida. "Yo sé que seminario es un programa inspirado por Dios para todos los jóvenes. Sé que si somos firmes en asistir y siempre llevamos una actitud dispuesta a aprender, Dios tocará nuestros corazones y nos enseñará lo hermoso que es Su evangelio. Yo sé que si hacemos de seminario una prioridad y nos esforzamos por aplicar lo que se nos enseña Dios nos va a bendecir, seremos felices y exitosos en nuestras vidas." Agregó Larissa.

El programa de seminario de la Iglesia cumple este año 105 años de haberse establecido, ha demostrado ser un recurso valioso para los padres de familia en su esfuerzo de criar hijos con firmes principios cristianos que fortalecen su carácter y hacen de ellos hombres y mujeres de fe y amor por Jesucristo.

Véase también: Video sobre seminario

Nota sobre la Guía de Estilo:Al publicar noticias o reportajes sobre La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, tenga a bien utilizar el nombre completo de la Iglesia la primera vez que la mencione. Para más información sobre el uso del nombre de la Iglesia, visite nuestraGuía de estilo.